Los secretos de Urbasa deleitan a los visitantes

17/06/2011

Conocer lo inusual de Urbasa era el objetivo de la excursión dirigida por Javier Juanes y el montañero donostiarra lo consiguió con creces.

Adentrarse en bosques desconocidos, salirse de lo habitual,  siempre resulta atractivo y morboso. El parque natural de Urbasa, es conocido por la mayor parte de la sociedad, o eso creemos al menos. Son muy populares sus recovecos más habituales como Urederra y el balcón de Pilatos. Pero el amplio bosque  de 12 kilómetros de ancho y 30 de largo guarda un sin fin de rincones  tan espectaculares como los mencionados, pero que yacen en el desconocimiento más absoluto. ¿Cómo llegar, cómo hacerlo para poder disfrutar de ellos?

Ese era el objetivo de la excursión “El bosque mágico de Urbasa” organizada el pasado sábado, 11 de junio, y dirigida por Javier Juanes. De esta forma se quiso poner en marcha una forma distinta de hacer senderismo, dejando a un lado los senderos y las pistas más transitadas, y buscando nuevos caminos que confluyeran en esos lugares mágicos.

Necesitaron un total de cinco horas para completar el recorrido de 12 kilómetros que de antemano puede generar algún recelo en el montañero. Pero, aunque el camino transcurra, casi en su totalidad, por un terreno “virgen”, no tiene ningún peligro. El  recorrido estaba bien planificado y medido de antemano. Además, los organizadores utilizaron planos y un GPS para que en ningún momento peligrara su orientación.  Es más, el recorrido tiene un desnivel acumulado de tan solo 280 metros, haciéndola además de segura y agradable para el caminante.

“Se siente otra emoción, tiene otro encanto está forma de hacer senderismo”. Elisa Querejeta, miembro de Aranzadi que pudo disfrutar de la excursión, resumía con esas palabras lo sentido por la mayoría de los participantes. Los excursionistas quedaron en el camping de Urbasa para salir, a continuación, hacia la cueva de Liuberri. Las majadas de Arbizu fueron la segunda estación del trayecto. Volvieron por la cueva – abrigo de Lezaundi, disfrutaron de los tres dólmenes de Obats, y por último caminaron hasta el tejo de Otsaportillo.

Cabe destacar, que aunque la excursión sea del todo segura, es recomendable hacerlo en compañía de gente experimentada y acostumbrada a interpretar planos.

Zientzia elkartea · Society of sciences · Sociedad de ciencias · Société de sciences

Gipuzkoa.net